Os presento una novedad que no son galletitas ¡¡las muñecas fofuchas!!
Estas muñecas son originales de Brasil, país de dónde reciben su nombre, ya que fofuchas significa dulce, tierno, encantador.
Se elaboran básicamente con bolas de poriexpan de diferentes diámetros y goma eva (o foamy). Se utiliza la técnica del termoformado o modelado en caliente, con una plancha o secador de pelo que aporte calor. 
Son un regalo ideal porque son personalizables y hay miles de posibilidades.
Os recomiendo echéis un vistazo por internet y os aseguro que no es nada difícil, solo hay que tener un poco de paciencia porque los patrones a veces no encajan bien y hay que volver y volver a repetirlos, pero al final el resultado es tan vistoso que merece la pena.
La razón de ésta vena creativa que me ha entrado es que mis sobrinas se fueron a vivir éste verano a EEUU y las echo tanto de menos que no paro en hacerles cosas para enviárselas.
Estas muñecas se las quería enviar junto con la sorpresa que les he preparado para Halloween (ya os lo enseñaré cuando lo reciban), pero finalmente salieron tan grandes que no las pude incluir en el paquete así que se las daré cuando vengan en Navidades.
Os presento a Claudia y Covadonga en versión fofucha animadora. Espero os gusten. 
 claudia cova  
Ideas para hacer fofuchas
¿Qué necesitas para hacer una fofucha personalizada?
Lo primero de todo saber qué es lo que quieres hacer. Una buena idea es personalizarla con la profesión que ejerce o el hobby que más le identifica (por ejemplo jugar al golf, al tenis, cocinar….).
Lo segundo hacer provisiones de bolas de poliexpan, goma eva de colores, silicona caliente, tijeras, palillos y rotuladores o pintura acrílica para la cara.
Para conseguir una buena personalización hay que destacar la ropa, pelo, color de ojos….porque es muy difícil imitar una cara humana en las bolas de poriexpan. Hay que aprovecharse también de los complementos que pueden identificar a la persona: gafas, un bolso que suela usar, unos zapatos.
¿Qué dimensiones tienen las fofuchas?
Las dimensiones de las fofuchas pueden ser muy variadas, tanto en altura como en el tamaño de los pies y cabeza, pero el tamaño medio aconsejable corresponde a una cabeza de 8cm de diámetro y unos pies de unos 5cm de largo.
¿Cómo se elaboran?
La elaboración de una fofucha lleva bastante tiempo ya que hay que diseñar patrones, recortar, dar forma, pegar, pintar……todo con el máximo detalle y cuidado para que el resultado sea el mejor posible.
Lo mejor es comenzar con la cabeza, luego las extremidades y por ultimo vestirlas y pintarlas.
La parte más rollo es la de hacer los patrones. La parte más divertida es darle el toque final, con los detalles, pintar los ojazos característicos de las muñecas fofuchas.
Cuidados de las fofuchas
No requieren especial cuidado, lo único no conviene ponerlas cerca de una fuente de calor o que les pueda dar el sol directo, ya que se pueden deteriorar.
Para limpiarlas, sólo es necesario quitarles el polvo o darlas con un paño ligeramente húmedo, pero nunca hay que darle en la cara ya que aunque los rotuladores son permanentes se pueden hacer manchurrones.
Os animo a que hagáis una muñeca fofucha, ideal para regalar en éstas Navidades a vuestros amigos y familiares 🙂